Terminó la campaña, triunfaron y hoy muestran serias diferencias. La intendenta capitalina, en dialogo con nuestro medio, diplomáticamente planteó un panorama caótico de los recursos económicos del municipio. Se mostró preocupada y alertó sobre las consecuencias de no contar con la cooperadora asistencial: no se podrá brindar asistencia de copa de leche, ante una emergencia, incendio, inundación o bien continuar con los programas acostumbrados.

Se sabe que las cooperadoras asistenciales en los municipios de la provincia actuaban como el resorte de respuesta ante una emergencia, además de operar como un brazo social de los gobiernos municipales.

Romero opta por un planteo global, representando en sus disparos la realidad de la mayoría de los municipios que se ven afectados por esta situación: “Yo quiero verlo como algo global en la provincia. Hay muchas personas con necesidades en Salta. Lo que ha sucedido es que va a haber menos recursos para los municipios”.

Asegura que “los municipios han perdido autonomía, hemos perdidos recursos”. Ante esto, cuenta: “Lo que nosotros en alguna forma le estamos pidiendo al ejecutivo provincial es que se busque una solución para que no se frene ese financiamiento, que ya se ha frenado”.

En la reunión entre el Coordinador de Gobernación y los intendentes el funcionario provincial les expreso el objetivo de garantizar la asistencia que venían recibiendo a través de los planes nacionales. No obstante, esta propuesta no le resultó valida: “Nosotros necesitamos herramientas para dar contención, formación y asistencia. En la cooperadora había desde copa de leche, cuestiones deportivas, el box, cuestiones y programas que apuntan a una contención social. Nosotros celebramos los planes nacionales, pero esos iban a llegar de todas formas a Salta.

En reiteradas oportunidades resalta que “los municipios, desde esta desfinanciación, cuentan con menos recursos y eso significa menos capacidad para dar respuestas a los vecinos”. Cree que “se debe encontrar otro sistema para financiar a las CA de la provincia, sino se tiene un organismo creado por ley provincial que esta desfinanciado.

Ante la pregunta de sí cuentan con espaldas para responder a una emergencia o situación propia de esta época estival sentencia “que no, que ningún municipio cuenta con capacidad de asistir en caso de una emergencia o inundación”

“Lo que sucedió el desfinanciamiento es igual a una pérdida de autonomía. Hoy los municipios estamos más débiles para dar respuestas a nuestros vecinos y eso hay que contarlo”, agregó.

Reconoce al gobierno provincial y sus medidas como un gobierno centralista: “eso de decirnos que cada intendente venga al Grand Bourg por cada problema que se presenta es centralizar y es menos federalismo.

Pese a destacar “que no es personal contra el gobernador Saenz ni su gobierno”, no dejó de insistir que ella “está en representación de sus casi 700 mil habitantes de la capital, donde el 40 por ciento son pobres”. Y que esta “pensando y cuidando los intereses de quienes menos tienen”, dejando en claro que el gobierno provincial al permitir que se desfinancien los municipios no tienen las mismas preocupaciones.

Así mismo, insistió que “la realidad es que los municipios y puntualmente el municipio de Salta tiene menos recursos. Tengo menos recursos comparado con el gobierno que, justamente, acaba de terminar el Doctor Saenz”.