El Gobierno de la Ciudad comenzó un amplio operativo destinado a retirar cartelería publicitaria de lugares no permitidos o que carecen de autorización, ya que generan contaminación visual y provocan riesgo al tránsito peatonal y vehicular.

Los equipos de la Subsecretaría de Gestión Integral de Riesgos empezaron con las tareas de remoción de carteles ubicados en distintas zonas de la ciudad, previamente identificados.

El secretario de Protección Ciudadana, Nicolás Kripper indicó que “por expresas instrucciones de la intendenta Bettina Romero se lleva adelante el retiro de cartelería, de distintas dimensiones, ubicada en espacios públicos”. Y añadió que “a pesar de que la ordenanza al respecto es precisa, la gente igualmente termina colocando este tipo de elementos en lugares no permitidos”.

 “La idea es realizar la remoción y despeje de estos carteles ya que no sólo producen contaminación visual sino que también generan inseguridad a peatones y conductores. De esta forma buscamos tener una ciudad más amigable para vecinos y visitantes”, indicó el funcionario.

Recordó que quienes estén interesados en instalar este tipo de estructura pueden realizar las consultas en la aplicación Salta Activa, o bien asesorarse con un profesional para llevar adelante las gestiones necesarias.

A su vez, los vecinos pueden denunciar cartelería mal colocada al número gratuito 105.