Se trata de viviendas destinadas a 183 familias residentes en San Ramón de la Nueva Orán, entre las que se cuentan familias antiguas, grupos familiares con personas discapacitadas y postulantes contemplados en el cupo de demanda libre.

 

La construcción de 183 viviendas en Orán se ejecuta a través de los Programas Federales Techo Digno y Mejor Vivir, con una inversión que supera los $47 millones. Del total, 81 casas fueron preadjudicadas el pasado 4 de diciembre cuando se realizó el sorteo público y televisado.

 

En ese caso, las viviendas correspondientes al Programa Federal Techo Digno fueron destinadas en un 20% a las familias más antiguas, un 10% a los casos especiales por discapacidad y el resto para la demanda libre.

En la construcción de dichas unidades se invierte un monto de $25.092.869 y presentan un avance de obra del 84%.

Por otra parte, recientemente fue iniciada la obra de 52 viviendas del Programa Federal Techo Digno, que también serán sorteadas y destinadas a los habitantes de la ciudad cabecera del departamento Orán, con un monto de inversión de $18.784.214.

Además, otro monto se destinó a las familias con menores recursos, ya que a través de un acuerdo con la Municipalidad de San Ramón de la Nueva Orán, que es responsable de la dirección técnica, se ejecutan 50 viviendas por medio del Programa Federal Mejor Vivir.

En ese caso, las viviendas se construyen sobre terrenos cedidos por el municipio o en lotes de los beneficiarios. Las obras, recientemente iniciadas, presentan un avance del 15%, con una inversión total de $4.078.000.

En el caso de las unidades del Plan Federal Mejor Vivir, las viviendas que serán destinadas a familias limitadas para acceder a planes tradicionales, contarán con cocina-comedor, dormitorio, baño y lavadero externo.

 

El presidente del IPV, Marcelo Ferraris hizo suyas las palabras del gobernador Juan Manuel Urtubey, quien aseguró que debe honrar el compromiso de los salteños que lo eligieron nuevamente y que ese compromiso es “sacar a cada uno de los hermanos de la pobreza, la exclusión y la tristeza”. En ese sentido, Ferraris aseguró que el IPV seguirá distribuyendo las obras y recursos con sentido federal y equitativo.